Dos nuevos diáconos en la archidiócesis de Madrid, España. Palabras de agradecimiento.

¡Qué gran alegría para la Iglesia de Madrid! ¡Dos nuevos hermanos  se unen al número de los diáconos! Y digo número citando aquello del Pregón Pascual “..de Aquel que sin mérito mío me agregó al número de sus diáconos!

Sábado 30 de mayo. Día guerrero en el santoral, pues reúne a nuestro santo rey Fernando y a santa Juana de Arco. Un día climatológicamente precioso, con un ambiente agradable que ayudaba a la celebración.cuerpo a tierra

Fue una pena que aunque estaba así previsto, finalmente no pudiera ser inferido este sacramento de manos de nuestro arzobispo D. Carlos pero coincidió con la toma de posesión del nuevo obispo de Santander, diócesis de origen de nuestro ordinario. Lo cierto es que todos quedamos encantados con D. Juan Antonio especialmente por esas acertadísimas palabras de la homilía que si Dios quiere pronto colgaremos en este blog.

¡Qué recuerdos venían en el momento de la imposición de manos sobre Víctor, recordando como Juan Antonio y yo cuando nos estábamos formando para el diaconado en la hoy Universidad, entonces Facultad de San Dámaso, coincidíamos con Víctor que era de un curso superior y le animábamos a que reflexionara sobre su posible vocación al diaconado. También hemos vivido el discernimiento y vocación de Boris Salvador, especialmente coincidiendo tantas veces en las misas en las clarisas de San Pascual.

La ceremonia fue realmente entrañable aunque aprovecho para pedir disculpas porque el que escribe ayudaba en la organización de la celebración y hubo algunas inexacsalvadortitudes litúrgicas, aún así la gran alegría que sentíamos todos hizo que las dejásemos atrás. Confieso que debían ser tan grandes las ganas de acoger a Victor que me tiré a pegarle un fuerte abrazo y casi se queda sin recibir el Evangelio.

Acabo de nuevo con otro abrazo de bienvenida y como siempre, tan pesado con lo mismo, pero mi corazón y mi lengua no puede parar de decir aquello del salmo 115: “ ¿Cómo pagaré al Señor tanto bien que me ha hecho? , Alzaré la copa de la salvación invocando el nombre del Señor”. Salvador y Victor no os canséis de elevar el cáliz y darle gracias al Señor! ¡Bienvenidos al número de los diáconos!

PALABRAS DE AGRADECIMIENTOS LEÍDAS     EN LA ACCIÓN DE GRACIAS

Querido D. Juan Antonio, queridos sacerdotes y hermanos diáconos; queridas familias y amigos que estáis aquí acompañándonos en este día tan inolvidable para nosotros.

Queremos dedicaros unas palabras de agradecimiento; y como no podía ser de otra manera queremos empezar dando las gracias a Dios que ha estado grande con nosotros, y siendo como somos personas normales y sencillas, nada destacables, inexplicablemente se ha fijado en nosotros para algo tan sumamente hermoso como es el ministerio del diaconado permanente en el que hoy hemos sido ordenados, no por nuestras capacidades, sino por voluntad suya corroborada por la Iglesia, en la cual desde ahora nos sentidos responsablemente llamados a ser humilde imagevictorn de Jesucristo servidor.

Damos las gracias a nuestras familias, en especial a nuestras esposas, Rosa y Ana, y a nuestros hijos e hijas, Marina, Salvador, Rosa y Fernando, porque sin su apoyo, estímulo y comprensión hoy no hubiésemos podido ser ordenados diáconos permanentes. Ese callado respaldo es una muestra valiosísima de generosidad y disponibilidad a vivir en la gratuidad del amor. Y esa generosidad es la verdadera semilla que da fruto. Y a nuestros padre que supieron educarnos en la fe.

Pero igualmente hemos de reconocer que son muchísimas las personas que ayudaron a educarnos en ella: abuelos, catequistas, sacerdotes, formadores, profesores, amigos y feligreses de nuestras parroquias de San Cristrobal y S. Rafael y de El Espíritu Santo, ya que gracias a sus enseñanzas y sus oraciones hoy Salvador y Víctor Manuel no seríamos diáconos permanentes comprometidos a servir con la caridad de Cristo allá donde haya necesidad que atender. No podemos citaros a todos, pero os llevamos presentes en nuestro corazón y en nuestras oraciones.

acogida

Y también queremos agradecer a todos los hermanos diáconos, a su cercanía, cariño fraterno y ejemplo, También a aquellos, que como responsables del diaconado permanente en nuestra diócesis, nos han ido ayudando en este camino y que siempre han estado a nuestro lado, e particular a Juan Carlos Vera, a Javier Palacio y a Juan José Rodríguez Ponce.

mujeres1

Por todo ello, nos sentimos profundamente en deuda con todos, y sin embargo, nos atrevemos a pediros aún que sigáis teniéndonos siempre presentes en vuestras oraciones, para que por la misericordia de Dios, seamos fieles cumplidores en lo poco, para que logremos, con la ayuda del Señor, ser dignos instrumentos de su voluntad y gozosos servidores de los hombres y mujeres de nuestro tiempo tan necesitado de testimonio del Resucitado.

MUCHÍSIMAS GRACIAS Y QUE DIOS OS BENDIGA

Anuncios

Acerca de diaconofrancisco

Diácono de la Archidiócesis de Madrid.

Publicado el 31 mayo, 2015 en Noticias diaconado de Madrid, Noticias diaconado Iglesia de España, Ordenaciones y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: